Inicio Vida Cotidiana Consejos Útiles ¡5 tratamientos para eliminar los piojos para siempre!

¡5 tratamientos para eliminar los piojos para siempre!

1497
0
tratamientos piojos
5 tratamientos para eliminar los piojos para siempre

Los piojos son tan molestos cómo difíciles de sacar. No permita que ellos ganen la batalla; combátalos con estos 5 tratamientos.

Los piojos atacan de nuevo. Como siempre, trepan a las cabelleras de nuestros hijos y, por desgracia, ¡parecen no rendirse nunca! No obstante, hay que seguir dándoles batalla y por eso es importante saber qué opciones ofrece el mercado para elegir la más conveniente.

Publicidad

El doctor Jorge Laffargue, coordinador del Comité de Dermatología Pediátrica de la Sociedad Argentina de Dermatología, comenta que en el mercado existen unos 45 productos pero que el abuso de todos ellos fue desarrollando un alto índice de resistencia de los piojos a las diferentes drogas usadas para combatir este flagelo.

Ahora bien, ¿existe un tratamiento efectivo y común para todos los que padecen pediculosis? No. Es difícil generalizar un tratamiento, dado que la historia clínica del que sufre pediculosis también debe ser tenida en cuenta a la hora de elegir la droga a utilizar.

Un aliado para combatir los piojos y prevenirlos es el peine fino que permite extraer rápidamente los insectos adultos y las liendres.

La idea es utilizarlo todos los días y transformar esta práctica en un hábito, como lavarse los dientes. Los peines de metal suelen deformarse menos. Para su mejor deslizamiento, se recomienda acompañarlo de crema enjuague. Peinar primero a contrapelo, para desprender las liendres y luego a pelo, para arrastrarlas.

Cuando hablamos de productos químicos, el abanico de opciones se amplía, pero la eficacia de las drogas disponibles es diversa. Además, es importante leer los prospectos de todos los productos y ser cuidadosos con la edad de los chicos, ya que en su mayoría no se puede aplicar a menores de cuatro años. Dos aplicaciones de un insecticida con intervalo de una semana suelen asegurar una exposición suficiente a la droga.

La Sociedad Argentina de Dermatología no promueve ningún tratamiento en particular; solo acepta aquellas drogas que hayan sido aceptadas por el ANMAT (en la Argentina).

Algunas consideraciones de los 5 tratamientos anti piojos más usados:

  • Permetrinas: Suelen presentarse en concentraciones del 1 por ciento en cremas de enjuague. Deben ser aplicadas durante 10 minutos y luego enjuagadas. Sin embargo, desde la Sociedad Argentina de Pediatría afirman que en esa baja concentración no se ha demostrado su efectividad, por lo tanto, recomiendan el uso de permetrina al 2,5 por ciento en loción. “Nunca en champú ya que prácticamente no tiene efecto alguno por el corto tiempo que es dejado en el cabello”, explica el doctor Laffargue.
  • Lindano: se comercializa al 1 por ciento en forma de champú o loción. Se debe aplicar durante diez minutos con el pelo seco. El especialista especifica: “Evitarlo, por ejemplo, en chicos muy pequeños y en pacientes con alteraciones neurológicas, como convulsiones epilépticas”.
  • Cuasia amarga: antes, se la maceraba en alcohol fino. Hoy se sabe que el contacto con el alcohol, sobre todo en niños pequeños, puede ser tóxico. La SAP cuestiona su efecto piojicida.
  • Vinagre: las liendres se desprenden fácilmente cuando son expuestas al vinagre puro, pero este tiene un alto poder irritativo local, ya que no deja de ser un ácido. Se recomienda su uso diluido únicamente para facilitar el desprendimiento de las liendres al pasar el peine fino. Mezclar con la crema enjuague, dejar actuar unos 15 minutos y luego, enjuagar. Agregar un poco de vinagre a la palma de la mano con crema. “El ácido acético al 5 o 10 por ciento —vinagre blanco— es de mucha utilidad para el desprendimiento de las liendres”, explica el doctor Laffargue.
  • Aceites aromáticos: la utilización de aceites esenciales de plantas aromáticas autóctonas es la nueva tendencia que se está dando en el mundo para combatir los piojos.

Se aplica directamente en el cabello seco y luego se debe pasar el peine fino.

Artículo anteriorProhibido matar: antes cazadores y hoy guardaparques
Artículo siguienteCuando el amor no basta