Inicio Salud Alimentación Contra el mal de Alzheimer

Contra el mal de Alzheimer

244
0

4 pasos sencillos para mantener ágil tu mente.

Si todo el mundo adoptara un hábito sano, quizá se podrían prevenir o retrasar cientos de miles de casos de Alzheimer todos los años, señala el psiquiatra Gary Small, director del Centro de Longevidad de la Universidad de California en Los Ángeles. Y agrega: “Las investigaciones no han demostrado que los cambios en el estilo de vida mantengan a raya esta enfermedad, pero sí hay pruebas de que pueden ser muy útiles”. El riesgo de contraer Alzheimer aumenta a partir de los 65 años, así que le preguntamos al doctor Small qué podemos hacer antes de esa edad para protegernos. He aquí sus consejos:

Publicidad
  • Haga más ejercicio físico. Esto suena trillado, pero los estudios indican que cuando una persona sedentaria empieza a ejercitarse para ponerse en forma, no sólo fortalece los músculos de brazos y piernas, sino también el cerebro. “No tiene que volverse un triatleta”, dice Small. “Estacione el auto a cierta distancia de su destino, y suba un piso por las escaleras. Empiece despacio, y luego acelere el ritmo poco a poco”.
  • Active sus neuronas. Los crucigramas son un desafío entretenido, pero toda clase de actividad mental parece ayudar a prevenir el Alzheimer, señala Small. Tome una clase o un curso, o hable de política con un amigo. Mientras no terminen peleando, los dos obtendrán beneficios, ya que los estudios indican que tener una red de amistades puede reducir el riesgo de demencia senil hasta en un 60 por ciento.
  • Alimente bien su cerebro. ¿Quiere conservar la lucidez? Coma bien, pero no se exceda. “Si tiene sobrepeso en la edad madura, corre el doble de riesgo de contraer el mal de Alzheimer —advierte Small—. Y si es obeso, el riesgo se cuadruplica”. Una dieta rica en frutas, verduras, pescado y granos enteros es buena porque reduce el riesgo de diabetes, enfermedad que favorece la aparición del Alzheimer.
  • Disminuya su estrés. Un estudio realizado a lo largo de un período de cinco años reveló que las personas que se estresaban con facilidad tenían dos veces más probabilidades de contraer Alzheimer que las que eran más relajadas. La meditación puede ayudar: diversas investigaciones indican que, en efecto, puede aumentar el tamaño de las zonas del cerebro que regulan la memoria. Este beneficio se obtiene igualmente practicando tai chi, con masajes o caminando con un amigo después de cenar. Sea cual sea la actividad que elija, no deje que su plan para prevenir el mal de Alzheimer le cause estrés, aconseja el doctor Small. Dar pasos pequeños lo llevará muy lejos.

Píldoras de lucidez

Complementos que podrían ayudar a prevenir el Alzheimer.

  • El más recomendable: un multivitamínico. “A medida que envejecemos, se dificulta la absorción de todos los nutrientes que necesitamos”, dice el doctor Small. “Para mí, un multivitamínico es como un seguro”.
  • Vale la pena tomar: aceite de pescado. Ingerir ácidos grasos omega 3, que reducen la inflamación, disminuye el riesgo de Alzheimer. Este aceite los contiene, no hace daño (si no lo toma en dosis enormes) y es relativamente barato.
  • Podría ayudar: curcumina. Esta sustancia, presente en la cúrcuma o azafrán cimarrón, al parecer reduce la inflamación en todo el cuerpo y, como el aceite de pescado, podría prevenir los cambios cerebrales asociados con el Alzheimer.
Artículo anteriorEnsaladas más nutritivas
Artículo siguienteDe nuevo en casa