Inicio Salud Dolencias En el supermercado

En el supermercado

404
0

Entrá a estos lugares de abundancia armado con un plan. La forma en que compres determina qué tan bien comés en tu casa.

Entre con un plan

El viaje de compras más exitoso empieza incluso antes de salir de casa. Esto es porque al saber qué comprar, significa que usted sabe primero qué va a comer. Entonces, la primera tarea es planear el menú con anticipación, que le ayudará a tener un mejor control de los alimentos.

Publicidad

Lleve una lista detallada en la mano y tache los artículos al irlos comprando

Lo importante que es planear sus comidas. Haga una lista de compras basándose en las comidas que ha planeado, y no compre nada que no esté en la lista, excepto cosas básicas como papel higiénico y detergente para ropa. Con la lista en la mano no tendrá excusas para poner comida poco saludable en el carrito. Por cierto, algunos estudios muestran que las personas que planean sus comidas y hacen listas de compras detalladas, comen más vegetales que quienes no lo hacen. Vaya tachando los artículos al comprarlos, para que no vaya a olvidar algún ingrediente.

Coma un tentempié saludable antes de salir de casa

Si su estómago está hambriento mientras usted hace las compras, es más probable que regrese a casa precisamente con lo que no debería comer: alimentos de preparación rápida en cajas y bolsas, ricos en azúcar, grasa y sal, ¡o las tres cosas! Pero si usted acaba de comer un durazno fresco antes de ir al supermercado, le recordará comprar más de esta fruta mientras está allí.

Verduras y frutas

Lo más importante es el beneficio nutricional que ofrecen: están repletos de fibra, vitaminas y antioxidantes que combaten enfermedades.

Carbohidratos

Los carbohidratos no son malignos, a pesar de su reputación. Es verdad que elevan el azúcar en la sangre, pero eliminarlos no es la solución.

Lácteos

Los lácteos incluso pueden ayudarte a bajar unos kilos, lo cual ayuda al organismo a responder mejor a la insulina y facilita el control del azúcar en la sangre.

Proteínas

La proteína tiene un leve o ningún efecto en la glucosa sanguínea, así que al incorporar algo de proteína en tus comidas, reduce el impacto que tiene la comida en el azúcar en la sangre.

Dulces y refrigerio con cautela

La clave es elegir refrigerios saludables. Aquí te mostramos cómo elegir colaciones que satisfagan tu antojo por algo dulce o salado, sin alejarte de tus metas alimentarias. Los refrescos (que no son dietéticos) contienen demasiada azúcar y muchas calorías, por lo cual hay que tener cuidado cuando se los selecciona 

Hierbas, especias y más…

Las hierbas y las especias son particularmente valiosas para los diabéticos, no sólo porque agregan sabor sin grasa, sino porque muchas de ellas tienen poderes antioxidantes y antiinflamatorios.

Artículo anteriorGuía para comprender la diabetes
Artículo siguienteCarbohidratos inteligentes