Inicio Salud Dolencias Chocolate para todos

Chocolate para todos

348
0

¡Una buena noticia! Ahora el chocolate sí es un alimento saludable.

En los últimos años, diversas investigaciones han dejado en evidencia que el chocolate, consumido en cantidades adecuadas, posee grandes beneficios para nuestra salud.

Publicidad

La razón es que este alimento contiene flavonoides, que actúan como antioxidantes, una de las principales defensas del organismo contra los radicales libres, pequeñas moléculas resultantes de los procesos metabólicos pero que cuando son excesivos causan daños en las células, acelerando el proceso de envejecimiento y fomentando otras enfermedades. Los flavonoides apartan a los radicales libres de las células disminuyendo de esta manera el daño que pueden provocar.

DATO CURIOSO:

El chocolate negro tiene incluso hasta ocho veces más antioxidantes que las frutillas.

BENEFICIOS:

  • Disminuye la presión arterial: estudios han demostrado que consumir una pequeña barra de chocolate todos los días ayuda a reducir la presión arterial en personas con hipertensión. Los granos de cacao contienen flavanoides que aumentan el óxido nítrico en la sangre mejorando la función de los vasos sanguíneos.
  • Baja el colesterol sanguíneo: el chocolate ayuda a reducir el colesterol LDL, llamado colesterol malo; hasta en un diez por ciento.
  • Brinda sensación de bienestar y es antidepresivo: estimula la producción de endorfinas y contiene serotonina.
  • Mejora la función cerebral: en un estudio llevado a cabo por el profesor Ian Macdonald de la Universidad de Nottingham se demostró que el consumo de chocolate rico en flavonoides favorece la circulación de sangre hacia determinadas áreas del cerebro mejorando la función cerebral.

                   ¡ATENCIÓN!

No todos los chocolates son iguales. Los beneficios mencionados sólo se obtienen con el consumo  de chocolate negro de buena calidad, ya que el contenido de grasa es menor.

Distinto es el caso de los chocolates con leche, blancos o los baños de repostería en los que el contenido de grasas trans es elevado: este tipo de grasa es la responsable del aumento del colesterol sanguíneo. Según el doctor Mauro Serafini, del Instituto Nacional Italiano de Alimentos y Nutrición, la leche en el chocolate interfiere con la absorción de los antioxidantes lo que reduce los beneficios potenciales que se pueden obtener al consumir moderadas cantidades
de chocolate negro.

Sí se pueden elegir aquellos con avellanas, almendras, frutas como piel de naranja, maracuyá, pasas de uva, pero a la vez evitar aquellos con caramelo, nougat, o cualquier otro relleno que sume calorías y azúcares.

¡A no malinterpretar el mensaje! Si bien el chocolate es considerado un alimento saludable, su valor calórico es importante, por lo que las porciones deben ser pequeñas.

 


 

Leticia Radavero es licenciada en nutrición y y edita un blog sobre este tema en infobae.com

 

 

 

 

Artículo anteriorEl hombre en el espejo
Artículo siguienteLos lazos que nos unen